4 de diciembre de 2012

500 frases lapidarias de personajes célebres en la hora de su muerte (más fragmentos) por Laura Manzanera

Aplaudid, amigos míos. La comedia ha terminado.
LUDWIG VAN BEETHOVEN, compositor alemán. 26 de marzo de 1827 en Viena.

Murió a consecuencia de una neumonía y en su escritorio se halló el testamento de Heiligenstadt, en el que explicaba a sus hermanos la razón de su amargura: <>.





No lloréis por la pérdida de mi cuerpo; rogad más bien por la salvación de mi alma.

ISABEL LA CATÓLICA, reina de Castilla. 26 de noviembre de 1504 en Medina del Campo (Valladolid).

Murió en la cama, dirigiendo a quienes la rodeaban unas palabras que resumen su serenidad de carácter. Fue amortajada con el hábito de San Francisco y sepultada en Granada, según su deseo.


***


Me cuesta respirar. Hay algo que me tira para abajo.
ALEXANDER SERGUÉIEVICH PUSHKIN, escritor ruso. 10 de febrero de 1837 en San Petersburgo.

Por defender el honor de su esposa se batió en duelo, y durante el mismo ricibió un balazo. Murió en su casa, a los dos días, después de que el médico certificase que no había salvación posible.










Al Pie de la Sepultura
Laura Manzanera
Edhasa Editorial

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...