24 de marzo de 2015

3 Poemas de Marina Tsvietàieva





El mundo se destierra en las tinieiblas:
los negros árboles vagan un trecho,
el rubio vino sube hasta el racimo,
de casa en casa rondan las estrellas
afluyen al revés los anchos ríos
y yo quiero dormir sobre tu pecho.

14 de enero  1917











Cuando miro las hojas caer
 y rodar sobre las piedras,
arrastradas - como por el pintor
que da en su cuadro la ultima pincelada -,

Pienso que (ya a nadie le gusta
mi semblante, mi aspecto pensativo) 
descaradamente oxidada y amarilla,
una hoja en la rama quedó olvidada.

20 de octubre de 1936












Se ha ido. Ya no como
quedó sin gusto el pan.
Se ha ido - todo es tiza 
solo se llegó a tocar.

Para mí era el pan 
era la nieve,
ya la nieve no es blanca,
el pan no sabe a pan.

23 de enero 1940








Traducción de Lola Díaz.
Versión de Severo Sarduy
Ediciones Hiperión

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...